Construye con nuestros kits  proyectados energitermicamente!

info@vaspanel.cl

Todo el mundo quiere hacer más por el medio ambiente y ser más sustentable. La pregunta es: ¿cuánto cuesta? La sustentabilidad consiste en tomar decisiones que te permitan vivir en armonía con la naturaleza durante generaciones. Por lo tanto, es importante entender qué acciones tendrán el mayor impacto en el menor tiempo posible. Piensa en ello como en tu calculadora personal de sustentabilidad: ¿Cómo puedes gastar tu dinero en cosas que tengan el mayor impacto? Pero el asunto no es tan sencillo como hacer el mero cálculo de la suma todos tus gastos. Afortunadamente, hay muchas maneras de ser más sustentable a bajo costo, incluso a costo cero. Aquí tienes algunas ideas sobre cómo ser más sustentable y, al mismo tiempo, ahorrar.

Comunicar sus objetivos de sustentabilidad
Cuanto más transparente sea sobre sus objetivos de sustentabilidad, más apoyo recibirás de parte de los miembros de tu familia o del personal directivo del lugar en que trabajas. Prepárate para comunicarte con todos y cada uno de los miembros de tu círculo familiar o laboral, literalmente de capitán a paje, para asegurarse de que todos comprenden la importancia de los objetivos. Deja claro a todos lo que está en juego: el crecimiento, desarrollo personal y profesional, el futuro, la sustentabilidad y el bienestar de todos. Esto último punto es especialmente importante para los directivos. Muchos de ellos tienen un punto ciego en lo que respecta a sus propios objetivos de sustentabilidad personales y corporativos. Esto hace que las organizaciones se centren demasiado en los beneficios a corto plazo y pierdan de vista los impactos a largo plazo en la sociedad y el medio ambiente.

Ten cuidado con lo que compras y cómo lo utilizas
Cuando se es más sustentable, hay que replantearse cómo se utilizan todas las cosas en la empresa o en el hogar. Lo primero que tienes que hacer es plantearte algunas preguntas: ¿Realmente necesito esto? ¿Podría vivir sin él? ¿Podría otra persona de mi familia o de mi empresa vivir sin él? El segundo paso es reducir la necesidad de materiales en la medida de lo posible. Hay muchas maneras de lograr esto: encontrar otros medios para realizar una tarea, replantearse cómo se utilizan los materiales y aumentar el coeficiente de reutilización. Es sorprendente la cantidad de hogares y empresas que desperdician dinero en materiales que realmente no necesitan. Si ir más lejos, hay muchas cosas que se pueden hacer con papel y cartón, sobre todo ahora que hay tantas fuentes de información gratuitas en Internet. Intenta reutilizar materiales siempre que sea posible. A menudo es más fácil decirlo que hacerlo, pero tendrá un gran impacto en la sustentabilidad de tu empresa. Por ejemplo, los escritorios y muebles viejos pueden reutilizarse para construir repisas o mesas de almacenamiento, algo parecido sucede con sillas viejas que pueden reutilizarse para construir patas de mesas o estanterías.

Haz más con menos
Hacer más cosas con menos suena a algo contra-intuitivo. Pero no lo es en realidad. Es como cuando uno decide comprar calidad y estás dispuesto a gastar más por algo que a la larga será mucho más durable o tendrá un nuevo propósito una vez satisfecha su principal función. Desde una prenda vieja que puede usarse después como trapo para la limpieza hasta un computador que con uno o dos componentes más modernos y económicos pueden alcanzar una segunda vida sorprendentemente digna. En una escala distinta pero en un sentido semejante, la experiencia nos ha demostrado que vale la pena invertir en una buena aislación térmica para tu casa ya que a la larga consumirás menos energía, beneficiando de esta forma tanto a tu bolsillo como al planeta.

Recycle background with hand support sustainable idea watercolor

Conclusión
A medida que somos más conscientes de lo importante que es ser sustentable, también nos damos cuenta de que no siempre es tan sencillo como parece. Las decisiones que tomes en este ámbito tendrán un gran impacto en el planeta, así que es importante acertar. Elegir ser más sustentable no tiene que necesariamente costar más, de hecho en muchos casos, la mejor manera de ser más sustentable es ser más rentable. Esto significa utilizar materiales más nobles, reutilizar cosas siempre que sea posible, diseñar y construir pensando en el largo plazo.

Mi carrito
El carrito está vacío.

Parece que aún no te has decidido.